Científicos crean nano-chip que reprograma células del cuerpo para distintas funciones

Los avances científicos hoy en día son realmente notables y algunos podrían rozar la ciencia ficción, y es que científicos desarrollaron un nanochip que se introduce en nuestro cuerpo y permite reprogramar células de la piel para convertirlas en nuevos vasos sanguíneos y células nerviosas.

La tecnología desarrollada por un equipo de científicos de la Universidad de Indiana, se llama nanotransfección de tejidos, un nanochip no invasivo que puede reprogramar la función del tejido aplicando una corriente eléctrica inofensiva para obtener genes específicos en una fracción de segundo. En estudios de laboratorio, el dispositivo convirtió con éxito el tejido de la piel en vasos sanguíneos para reparar una pierna gravemente lesionada. La tecnología se utiliza actualmente para reprogramar tejido para diferentes tipos de terapias, como reparar el daño cerebral causado por un accidente cerebrovascular o prevenir y revertir el daño nervioso causado por la diabetes.

Universidad de Indiana

“El informe sobre cómo producir exactamente estos chips de nanotransfección de tejidos permitirá a otros investigadores participar en este nuevo desarrollo de la medicina regenerativa”, dijo Chandan Sen, director del Centro de Medicina e Ingeniería Regenerativa de la Universidad de Indiana.

“Este pequeño chip de silicona habilita la nanotecnología que puede cambiar la función de las partes vivas del cuerpo”, dijo. “Por ejemplo, si los vasos sanguíneos de alguien se dañaron debido a un accidente de tráfico y necesitan suministro de sangre, ya no podemos confiar en el vaso sanguíneo preexistente porque está aplastado, pero podemos convertir el tejido de la piel en vasos sanguíneos y rescatar la extremidad en riesgo”.

Sen dijo que espera obtener la aprobación de la FDA para el chip dentro de un año. Una vez que reciba la aprobación de la FDA, el dispositivo podría usarse para investigación clínica en personas, incluidos pacientes en hospitales, centros de salud y salas de emergencia, así como en otras situaciones de emergencia por parte de los socorristas o el ejército.