Modo Oscuro

Ahhh, Excel, la eterna hoja de cálculo más usada por los “Godínez” de nuestro país, podría tener los días contados y es que según expertos, los problemas que acarrea el programa producen una menor eficiencia a la hora de trabajar con mucha información.

Microsoft lanzó su propia hoja de cálculo llamada Excel en 1985 y vino a revolucionar la contabilidad en las empresas, pues permitía administrar listados de trabajadores, cuentas de proveedores, cálculos de rentabilidad, proyecciones económicas y un largo etcétera, sin embargo, en la actualidad muchas empresas ya están pidiendo a sus trabajadores que dejen usar la popular herramienta.

Mark Garrett, director financiero de Adobe, lamenta que el personal de recursos humanos y el de finanzas pasen horas importando y exportando hojas de cálculo de Excel de sistemas dispares para llegar a alguna conclusión sobre el desempeño de la compañía, según informa The Wall Street Journal. El diario también agrega a ABM Industries y Wintrust Financial Corp en la lista de empresas que se alejan de Excel.

En gran parte, el “ocaso” de Excel se debe a problemas propios: incompatibilidades entre versiones nuevas y viejas, límites de la cantidad de datos que se pueden analizar en un solo documento y la imposibilidad de que varias personas trabajen en un mismo archivo en simultáneo no agregan soluciones a las demandas crecientes de las compañías.

Y aunque parte de estas soluciones como el trabajo colaborativo y respaldo automático en la nube ya están presentes en la suite de Office, ya es tarde para las empresas pues buscan que estas funcionalidades y otras, funcionen de una forma más eficiente.

Empresas como ABM Industries y Wintrust Financial Corp, estarían analizando cómo suplir Excel o considerar los tiempos de trabajo, y cómo son impactados por una forma de trabajo que está quedando obsoleta.

Comentarios