Modo Oscuro

En un cambio dramático a sus políticas, Facebook anunció hoy en un comunicado que está prohibiendo el nacionalismo blanco y el separatismo en su plataforma. La decisión se produce en menos de dos semanas desde que un supremacista blanco mató a 50 personas en Christchurch, Nueva Zelanda.

En una publicación del blog, Facebook dijo que cualquier “elogio, apoyo y representación del nacionalismo blanco y el separatismo” será prohibido cuando la nueva política entre en vigencia la próxima semana. “Está claro que estos conceptos están profundamente vinculados a grupos organizados de odio y no tienen lugar en nuestros servicios”, se lee en el blog.

Facebook prohibió el contenido de la supremacía blanca por un tiempo, pero le faltaba incluir el nacionalismo blanco o el separatismo, cosa que se ha sucedido hoy. El contenido racista y de odio basado en la raza, el origen étnico y la religión ha sido prohibido bajo la política anterior, pero con las nuevas reglas de Facebook, frases como “La inmigración está destrozando este país; El separatismo blanco es la única respuesta” también estará prohibido.

“Originalmente no aplicamos el mismo razonamiento a las expresiones de nacionalismo blanco y separatismo porque estábamos pensando en conceptos más amplios de nacionalismo y separatismo, cosas como el orgullo estadounidense y el separatismo vasco, que son una parte importante de la identidad de las personas”, apuntó la publicación.

Bajo la nueva política, cualquier persona que busque contenido o frases racistas como “Heil Hitler” se dirigirá a la organización Life After Hate, que brinda servicios a ex supremacistas blancos y extremistas, como recursos educativos, grupos de apoyo e intervención en situaciones de crisis.

Los defensores tienen la esperanza de que el cambio de política de Facebook pueda encender el fuego bajo los pies de otras plataformas para hacer cambios similares. “La actualización de Facebook debería hacer que Twitter, YouTube y Amazon actúen con urgencia para detener el crecimiento de las ideologías nacionalistas blancas, que encuentran espacio en las plataformas para difundir las ideas violentas y la retórica que inspiraron los trágicos ataques presenciados en Charlottesville, Pittsburgh y ahora Christchurch” comentó el presidente de Color of Change, Rashad Robinson, en un comunicado.

Fuente: The Verge

Comentarios