Modo Oscuro

jp morgan criptomoneda

Cuando salió la criptomoneda Bitcoin, muchas entidades financieras criticaron el modelo tan libre en el que se basaba el funcionamiento de ésta, sin embargo, 10 años después de su emisión, al parecer ya no es tan mala como se pensaba, pues el banco de inversión J.P. Morgan (que en su momento criticó duramente al Bitcoin) ha creado su propia criptomoneda llamada “JMP Coin”.

J.P. Morgan mueve más de $6 mil millones de dólares en todo el mundo cada día para corporaciones en su negocio de pagos masivos al por mayor.

En los ensayos que comenzarán en unos pocos meses, una pequeña fracción de eso sucederá sobre algo llamado ‘JPM Coin’, el token digital creado para liquidar instantáneamente los pagos entre clientes en lugar de confiar en tecnología antigua como las transferencias bancarias, citó Valora Analitik.

El CEO de J.P. Morgan, Jamie Dimon, explicó que cada ‘JPM Coin’ se puede canjear por un solo dólar estadounidense, por lo que su valor no debería fluctuar, es similar en concepto a las denominadas monedas estables.

Los clientes recibirán las monedas después de depositar dólares en el banco; luego de usar los tokens para un pago o compra de seguridad en la cadena de bloques, el banco destruye las monedas y devuelve a los clientes una cantidad proporcional de dólares.

Hay tres aplicaciones tempranas para el ‘JPM Coin’, dijo Umar Farooq, jefe de proyectos de la cadena de bloques de J.P. Morgan.

La primera es para pagos internacionales para grandes clientes corporativos, que ahora ocurre mediante transferencias electrónicas entre instituciones financieras en redes con décadas de antigüedad como Swift.

El segundo es para transacciones de valores.

En abril, J.P. Morgan probó una emisión de deuda en blockchain, creando una simulación virtual de un certificado de depósito de $150 millones para un banco canadiense.

Su uso final es para grandes corporaciones que utilizan sus servicios de tesorería para reemplazar los dólares que tienen en las subsidiarias en todo el mundo, dijo Farooq. El banco maneja una parte significativa de los flujos de dinero regulados para compañías desde Honeywell a Facebook, moviendo dólares para actividades como pagos de empleados y proveedores.

Generó $9 mil millones en ingresos en 2018 para J.P. Morgan.

Comentarios