Modo Oscuro

Un incidente ocurrido en la India puso en alerta a Samsung luego de que se enterara que a un ciudadano de aquel país le explotara su flamante Samsung Galaxy S10 5G, el celular más costoso y avanzado de la marca surcoreana.

Según la agencia AFP, a través de la publicación india The Economic Times, un usuario del teléfono 5G identificado solamente por su apellido (Lee) dijo que su teléfono explotó “sin ninguna razón”.

“Mi teléfono se encontraba en la mesa cuando empezó a oler a quemado y el humo pronto comenzó a cubrir el teléfono”, le expresó Lee a The Economic Times. El usuario añadió que tuvo que “dejarlo caer al suelo cuando lo toqué porque estaba muy caliente”.

En la imagen se puede ver el dispositivo chamuscado y totalmente quebrado.

Samsung se niega a reparar el daño

La empresa surcoreana expresó en un comunicado que trar revisar el dispositivo del cliente se dio cuenta que la causa del daño no se debio al funcionamiento del dispositivo, sino a un “impacto externo” (¿habrá sido cuando Lee dejó caer el teléfono para no quemarse la mano?).

“Después de obtener el dispositivo del cliente, Samsung inspeccionó de cerca la unidad y concluyó que el daño fue causado por un impacto externo”, dijo un portavoz de la empresa.

Desgraciadamente no es la primera vez que le ocurre esto a Samsung. Recordemos el escándalo de las baterías del Galaxy Note 7, que explotaban luego de que se supiera que estaban mal construidas.

Samsung tuvo que reembolsar el costo del dispositivo y pidió que los que aún lo tuvieran lo regresaran para inspección. Finalmente revendió el Note 7 a precio de risa ya arreglados.

Esperemos que se trate de un caso aislado, pues ya tiene encima el terrible problema del Galaxy Fold que tuvo que suspender su venta hasta nuevo aviso por un fallo en el pliegue.

Con información de CNET

Tal vez te interese:

El Galaxy Fold falla horriblemente a días antes de su venta a nivel mundial, posponen lanzamiento

Comentarios