Modo Oscuro
Imagen: Getty Images | jetcityimage

Este martes, la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC, por sus siglas en inglés) anunció que AT&T tendrá que pagar $60 millones de dólares para resolver un caso con la agencia. Alega que la compañía mintió a los clientes sobre sus planes de datos “ilimitados” porque les limita sus datos si alguna vez superaban un cierto umbral de consumo.

El acuerdo requiere que AT&T deposite esos $60 millones en un fondo que se utilizará para proporcionar “reembolsos parciales” a los clientes que se inscribieron en planes de datos ilimitados antes del año 2011 (cuando entró en vigencia la política de limitación de la compañía). A la compañía también se le prohíbe que siga anunciando sus planes de datos “ilimitados” donde no revele las restricciones que tienen dichos planes.

“Por ejemplo”, escribe la Comisión Federal de Comercio, “si un sitio web de AT&T anuncia un plan de datos como ilimitado, pero AT&T puede reducir la velocidad después de que los consumidores alcancen un límite de datos determinado, AT&T debe revelar esas restricciones de manera prominente y clara”.

El acuerdo del martes resuelve una demanda de 2014 de la FTC. En ese momento, la agencia presentó una queja alegando que AT&T engañó a los consumidores sobre sus planes de datos y la cantidad de datos que se les asignarían cada mes antes de que su acceso fuera más lento. “AT&T prometió a sus clientes datos “ilimitados” y, en muchos casos, no cumplió con esa promesa”, dijo la ex presidenta de la FTC Edith Ramirez en 2014. “El problema aquí es simple: ‘ilimitado’ significa ilimitado”.

En el verano de 2015, la Comisión Federal de Comunicaciones multó a AT&T con $100 millones por prácticas de marketing engañosas similares relacionadas con sus planes de datos. Según la FCC, la agencia recibió miles de quejas de los consumidores que los llevaron a investigar las acusaciones de estrangulamiento.

“AT&T prometió datos ilimitados, sin calificación, y no cumplió con esa promesa”, dijo Andrew Smith, director de la Oficina de Protección al Consumidor de la FTC en un comunicado. “Si bien parece obvio, vale la pena repetir que los proveedores de Internet deben informar a las personas sobre cualquier restricción en la velocidad o la cantidad de datos prometidos”.

Fuente: The Verge

Comentarios